Últimos temas
» Deathless Love (antes Silent Oath) (Cambio de botón)
Dom Oct 07, 2018 11:50 am por Invitado

» Evento Ice Cream-I Scream
Sáb Oct 06, 2018 12:45 pm por Arlock

» Fuego verde de verano (Pyralis)
Vie Oct 05, 2018 9:50 pm por Jin Pakpao

» Registro de temas.
Mar Oct 02, 2018 6:17 pm por Nikita Maklakov

» That horrorful thing- Libre
Mar Oct 02, 2018 6:12 pm por Nikita Maklakov

» Normas.
Mar Oct 02, 2018 5:09 pm por Nikita Maklakov

» Evento 31 de Octubre
Dom Sep 30, 2018 4:36 pm por Arlock

» Censo Septiembre-Octubre 2018
Sáb Sep 29, 2018 5:21 pm por Seimei Aoyagi

» Lycoris]
Vie Sep 07, 2018 8:28 pm por Arlock


Lycoris]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Lycoris]

Mensaje por Xiang Li el Mar Sep 04, 2018 3:33 am

—Apodo:
---
—Nombre/Apellidos:
 Xiang Li.
—Edad:
 25 años.
—Raza:
Ent.
—Nacionalidad:
China.
—Fertilidad:
Sí.
—Pet:
No.
—Profesión:
Músico.
—C.Sexual:
Suke.

{D E S C R I P C I O N E S}

—D. Física:

Con un metro setenta de altura es bastante difícil creer que su país natal sea China, mas esto no es realmente importante para él, su peso va acorde, pues lleva una buena dieta y hace ejercicio constantemente, no por vanidad, sino por recomendación del doctor que debe visistar regularmente como chequeo normal.
Su cabello en un corte descuidado apenas roza su hombro, mantiene un flequillo largo haciendo que cruce su rostro y se sitúe sobre el puente de su nariz, claro este permanece sin estorbar a su visión; Es de un intenso color negro.
Sus afilados y melancólicos ojos son de un electrizante color rojizo, como dos pequeños y brillantes rubis que le dan una imagen un tanto mas imponente de lo que realmente es en su persona. Labios pequeños, manos hábiles, pero con dos pies izquierdos para poder caminar y no se hable de bailar. No suele esconder una sonrisa, pero si lo demas que pueda estar cargando en su pecho, por lo que gran parte del tiempo parece alguien inexpresivo.
No es atlético, pero podría correr una larga distancia antes de no querer moverse por varios días.
Aunque no se sienta como alguien profesional, realmente le gusta vestir de traje, aunque no siempre lo porta correctamente o completo, es muy vago para su arreglo personal. Aunque si es un evento importante, estará presente en su mejor forma.
Spoiler:

—D. Psicológica:

Se muestra completamente como alguien distraído, lejano a esta realidad. Demasiado serio, callado… No por deseo propio, sino por temer a equivocarse ante el vacio de su ser.
Le gustaría hablar un poco mas, no temerle a cualquier tema de conversación, pero se siente ignorante, incluso estúpido ante la falta de conocimiento o mejor dicho; la perdida de conocimiento.
Es amable, sonríe fácilmente, su cuerpo muchas veces se mueve por reflejo, mostrandose como alguien cordial que abre la puerta para otros y cede el paso.
La melancolía pesa en su mirada, sus labios siempre se curvan como si mostraran un deseo reprimido por soltar un sollozo. Aun así, nunca muestra un ápice de tristeza.  Es solitario, distante, aburrido.
Accede fácilmente a las peticiones de otros aunque esto no lo lleve a nada bueno. Puede ser un buen oyente, sentarse horas sin mostrarse aburrido si alguien desea contarle algo, estar siempre atento y en silencio es algo que hace sin problema alguno, mas, por el contrario, nunca dirá algo de si mismo que no sea su nombre o edad, incluso desviaria el tema hablando de cosas superficiales como gustos simples y que cualquiera tiene… Nunca irá mas profundo.
Es un poco caprichoso, mas no se aferra a las cosas suficiente como para hacer creer que realmente lo desea, posiblemente un gran error que demuestra la falta de ambición. Deja ir facilmente oportunidades y personas, creyendo que les hace un favor a otros, aunque solo es su necesidad de no sentirse comprometido y atado a algo o alguien que podria fallarle sin falta.
Sin duda su aura grita a todos lo aburrido que es, incluso los constantes bostezos parecen apoyar esta imagen de él como alguien perezoso y sin motivación alguna por conseguir un poco mas de esta vida.  Realmente es una persona calida, alguien que desea tener con quien mirar lo que viene en un futuro, con quien divertirse y reír, hacer tonterías, equivocarse, comportarse como un idiota que ha perdido la madurez… correr, jugar, respirar.
Mas no se atreve a siquiera intentarlo… permaneciendo siempre en el mismo sitio, como si su deseo de vivir plenamente aquella segunda oportunidad no existiera.

—HISTORIA:


Escucho sirenas, el ruido de la lluvia… el bullicio a mi alredor.
Estoy tan cansado, no quiero quiero moverme, duele… pero tengo la sensación de que si cierro los ojos, jamas volverán a abrirse… tengo miedo.

Luces blancas… Una habitación sin color, el suave goteo del suero conectado a mi brazo, el crujir de aquella mascara de oxigeno y la maquina con aquel incesante sonido que remarca que estoy vivo…
Pero… ¿Quién soy?
Una mujer entra, se asombra por algo que no logro comprender del todo, le observo confundido y la veo salir corriendo para regresar acompañada.                   Ah… debe ser el doctor, sin duda es extraño que pueda reconocer y recordar lo que es un hospital o un doctor, pero nada sobre mi.
Los días pasan sin problema alguno, recuperó el habla, la habilidad motriz, incluso he dejado los medicamentos, alguien que se hace llamar “Sakurai Yuki” ha venido a decirme que tome el tiempo necesario para recurarme. Ha pagado la cuenta del hospital y me ha dado la dirección donde supuestamente vivo… también dijo mi nombre -creí que teniéndolo podría recordar algo, pero mi mente esta en blanco-.
El día en el que me han dado de alta llegó pronto, le he preguntado al doctor si en algún momento podría recordar quien era… él dijo que no temiera y no tuviera prisa.
Doctor, usted estaba equivocado, yo no temo no recordar nada, hay algo en mi que teme saber la verdad tras aquel accidente. Sin embargo, agradezco con una reverencia sus cuidados y el auto fuera me lleva a aquella dirección.
Entre las pertenencias que me entregaron esta la llave del departamento en el que supuetamente vivo, Sakurai me ha dejado en la puerta, me ha dado su número aunque es uno de los tres que estan en mi agenda de teléfono móvil, pide que llame en cualquier momento; No quiero hacerlo.
Le he sonreído como agradecimiento, parece sorprendido, pero no ha dicho nada. Le miro irse hasta que toma el elevador, mientras tanto he al fin decidido abrir la puerta de aquel lugar.
Las luces apagadas, las pesadas cortinas cerradas, el aroma del polvo y el silencio total… es un lugar demasiado solitario como para ser llamado “hogar”... ¿Qué clase de vida llevaba? Sin mas que tres números en una agenda, sin un familiar que llore mi perdida, ninguna fotografía que llene de calidez algo que siente vacío, sin ninguna voz que te de la bienvenida… Yo ¿era feliz de esta forma?
La estancia no parece un lugar que reciba visitas comúnmente, el desordenado lugar me hace pensar que nadie lo haría… el violonchelo llenandose de polvo parece ser el unico amigo que esperaba en aquel frio sitio, ah… nisiquiera recuerda el como debo tomarlo.
No hay nada mas en aquel lugar, la habitación parece tan simple que podría incluso ser la de un hotel, de nuevo no hay nada que hable de mi. Buscó en el armario, la ropa monótona me dice que no hay nada mas para mi que el trabajo y la pequeña agenda sobre la mesa de noche lo confirma… tenia que presentarme varias noches en salas de concierto, ¿Realmente soy hábil en la música? Es algo que desearía recordar.
Una caja, al fin encuentro algo que podría ocultar cosas sobre mi.  Con la esperanza casi en un hilo, me siento en la cama y reviso cuidadosamente el contenido, al fin hay fotografías, una pequeña caja negra, y un par de sobres con lo que parecen ser cartas… hay una carpeta. Me encontré con una vida tan pobre, sortijas de matrimonio ocultas, cartas de amor abandonadas, fotografías llenas de nostalgia y gastadas de mi posible desesperación de aferrarme al recuerdo que debían traerme a mi, estuve casado, tuve una família… ¿Dónde estaban? La repuesta fue lamentable, desearia no haber encontrado esto ahora...
Cerré aquella caja y con ello los recuerdos que posiblemente no quería en este momento; Que patética vida…
Aquella noche apenas logre dormir, había culpa en mis hombros por no recordar mi pasado, pero sentía alivio en mi corazón como si hubiese perdido todo aquel peso que  lleve en esa vida.
Llegue a Kyuushu aproximadamente hace dos años, mi mánager mencionó que me presentaba algunas veces, pero mi carrera estaba en pausa debido a una mala época para mis composiciones. Con esto, mi vida se ha detenido completamente…
Decidí ir algunas veces al estudio para intentar recordar como debia tocar, al parecer mis manos tienen mejor memoria que yo y soy capaz de deslizar el arco por aquellas cuerdas… Aunque no se leer aquellas notas.
Una vida vacía es un poco difícil, pero posiblemente haya tenido el deseo de vivir una segunda vez, con ese pensamiento en mente, no pienso desperdiciar esta nueva oportuidad.

{E X T R A S}

—Gustos:

El sol, aunque pase mucho encerrado, siempre es bueno estar bajo el sol gran parte del día.
La humedad.
Leer, necesita recuperar todo lo que perdió.
La música y componer.
Los animales, aunque no se cree capaz de mantener a alguno en casa.
Los documentales.
El color rojo(?).

—Disgustos:

Demasiada agua, por lo tanto las épocas de lluvia.
El frío del invierno, aunque le gusta ver la nieve.
Los alimentos acidos.
Los hospitales.
Lo poco que sabe de su pasado.
El humo del cigarro.

—Hobbies y manías:


Duerme mucho mas cómodo en el suelo que en su propia cama, así que es normal verle tendido en donde sea que llegue el sol.
Compra demasiados libros, ninguno lo deja sin leer, su sala es mas como una pequeña libreria, aunque al final tiende a donar o regalar lo que haya leído.
Intenta componer una vez mas, por lo que gran parte de su tiempo se va en aprender a leer partituras y conocerse a si mismo nuevamente sólo como músico.
El resto de su tiempo libre práctica tras su Chelo, aunque no es tan bueno como solia serlo, por lo que no se ha presentado desde el accidente en un escenario.

—Información extra:


Por obvias razones desconoce su verdadera naturaleza. No sospecha ni un poco de esto, sin en cambio su mánager conoce mucho mas de él, de lo que le ha dicho.
A pesar de haberse llamado a si mismo Ent en alguna vez en su pasado, no pertenece a algún tipo de árbol en particular, sino a una flor que crece en grandes lugares de Asia, la Lycoris Radiata. Posiblemente el tener conocimiento de su verdadera naturaleza le ayude a recuperar algo de su pasado, mas Sakurai cree firmemente que esto no podria ser bueno y lo mantiene en secreto.
En otoño es cuando tiene mas energía, y necesita estar mas en el exterior que encerrado en su departamento como suele pasar la mayoria del tiempo. También es la época donde se llega a sentir demasiado la soledad y busca llenar aquella parte de si con quien sea que se encuentre en su paso, aún si tiene que pagar por ello.
Aunque tiene su información basica, no tiene intenciones de regresar a su país natal en busca de su família, aunque por lo poco que sabe de si mismo, es como si no existiera. Al final es alguien despreocupado.

♂Físico

—Nombre del Anime/Manga/Videojuego del que procede:
Noblesse
—Nombre real:
Cadis Etrama Di Raizel
—Imagen:
Spoiler:




Volver arriba Ir abajo

Re: Lycoris]

Mensaje por Arlock el Vie Sep 07, 2018 8:28 pm


» Aceptada y cerrada.

¡Bienvenido!
» Recuerda pasar los registros correspondientes. Los amos necesitan adquirir una vivienda para comprar un Pet. Cualquier duda, no dudes más y pregúntanos mediante mp o por el subforo … … de dudas & sugerencias
¡Disfruta del foro!
¡No olvides las 3 leyes de la robótica!
Seres de oscuridad
Ver perfil de usuario
avatar
Seres de oscuridad

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.